1 octubre, 2022

La Junta de Castilla-La Mancha alega que las urgencias rurales son un “despilfarro”


Castilla-La Mancha ha presentado cuatro informes técnicos al Tribunal Superior de Justicia de la comunidad en los que justifica su decisión de suprimir 21 puntos de atención continuada (PAC) en la región y pide a los magistrados que retiren la suspensión cautelar que pesa sobre el cierre. Todos estos informes sobre la pertinencia o no de cerrar estos centros llevan fecha posterior al 17 de enero, cuando el tribunal dejó sin efecto la medida adoptada por el Gobierno de María Dolores de Cospedal. El argumento central de las alegaciones, a las que ha tenido acceso el diario EL PAÍS, es la baja asistencia a las urgencias nocturnas. “Resulta obvio que mantener los centros abiertos durante 24 horas todos los días del año a los que acudan 0, 1, 2… pacientes puede considerarse, desde el punto de vista de la eficiencia, algo que podría resultar próximo al despilfarro”, dice el documento.

La Junta solicita al tribunal que, en caso de no levantarse la suspensión cautelar, “afecte solo al municipio reclamante”. El Gobierno regional considera que “no le compete” al Ayuntamiento de este municipio toledano defender los intereses globales de la región. (…)

Fuentes: EL PAÍS, 29-01-2013 (pág. 35 de la edición impresa)


Be the first to comment

Leave a Reply

Google Analytics